A MI PEQUEÑO AMOR

#1
Hoy quiero dejarte mis palabras de amor, aquí presentes, para que no me olvides nunca, donde quiera que estés.
Cuando te conocí tenías miedo, por eso esa noche dormí contigo, te abracé, te di calor, te hablé, y te prometí que siempre estaría a tu lado. Y así ha sido.
Tu primer mes a mi lado fue mi alegría, tú me ayudabas a olvidar, Romeo hacia poco que me había dejado, tú llenaste parte de ese vacío. Pensé que nunca habría nadie tan especial como Romeo, me equivoqué.
Coco , a pesar de ser un perro, te acogió como una madre, te protegió, te cuidó, veló por ti, te dio cariño. Hoy, Coco, está muy raro y triste, será porque sabe que ya no estás, será porque sabe que ya nunca volverás.
A Chanel te la ganaste en un par de meses, tus tirones constantes de orejas le enfadaban, pero ella aguantaba, y el día milagroso ocurrió, te vi acostado junto a ella, ella te lamía, ese día la conquistastes por fín.
Los demás gatos enseguida se enamoraron de ti, eran más mayores que tú, y tus juegos les devolvieron la juventud y las ganas de jugar de nuevo,tú eras su niño pequeño.
Mi casa se llenó de tus brincos, tus miaus , tu alegría, tu amor desinteresado, dormir juntos tú yo, era ya una prioridad, no podíamos dormir separados, te acuerdas?
Desués te hicistes el rey de la casa,tus caprichos estaban al orden del día, tu latita cada noche, que compartías siempre con los demás, tu rana de jugar, que hoy está sola, todo lo que pedías, todos nos desvivíamos por tí.
Estas navidades, han sido las más bonitas, a tu lado, el arbol de navidad fue más que un adorno, fue una diversión.
Las siestas en el sofá, acurrucados, al lado del fuego, con tus insistentes lametazos ásperos, que tantas cosquillas me hacían, como nos reíamos contigo, amigo!.
Hoy, mi vida vuelve a estar vacía.
Hoy me levanté y me pareció escuchar tu cascabel por las escaleras, pero tú ya no estás.
La casa está triste, faltas tú, los demás gatos están ausentes, faltas tú, y Coco, no llora porque no puede, porque le faltas tú.
Y yo, yo si lloro, porque no puedo evitar no recordarte, porque sé que mi cama ahorá estará fría, y mis sientas serán pesadillas, no vendrás nunca más a recibirme a la puerta,la ranita se quedó ya sola para siempre, el árbol de navidad, estará ya siempre apagado, porque me faltas tú.
Espérame, pegueño, en ese cielo en el que quiero creer que estás, espérame, porque algún día pasaré por él a recogerte, a salvarte, como un día lo hice.
Pérdoname si no estuve cuando morías, lo supe mucho después, nunca podré perdonármelo, no estar a tu lado cuando la vida se te iba. Pero no dudes, ahora estoy contigo en cada paso que doy en mi vida, te llevaré siempre en mi alma y mi corazón, porque he sido muy feliz a tu lado, quiero que lo sepas, muy feliz, y sé que tú también conmigo.
Te quiero con toda mi alma y mi ser
no te olvido, pegueño, no te olvido.
[/url][/img]
 
#18
hasta hoy no pude leer lo que habías escrito...se me saltaban las lagrimas cuando iba por las primeras lineas, pero por fin pude y quería decirte que es muy bonito......

un besazo para Anubis
 
#20
cualquiera no se pone triste por una cosa así....sabes lo que creo que nos pasa a todos? que ahora todos los gatitos del foro son un poco nuestros, je,je... yo creo que todos lo sentimos así
por cierto, que tal tu gatita autista? me acuerdo mucho de ella porque entre ella. mi pocholo sordo, y la gatita de la novia de mi sobrino que la recogió de la calle medio muerta y está ciega ¡¡¡MENUDO TRIO!!!, pobres son tan inocentes......